El acusado de estafar 400.000 euros con diamantes: “Me los robaron en un asalto en Sierra Leona, mataron a dos personas”



28/09/2022 a las 15:54

CEST


«En la vida he intentado engañar a nadie», afirma el sospechoso, para quien la fiscalía pide tres años y medio de cárcel por quedarse el dinero de una pareja de Alcúdia

El hombre acusado de estafar 400.000 euros a una pareja de Alcúdia con la compraventa de diamantes africanos ha asegurado este miércoles que le robaron las piedras preciosas en un atraco mortal en Sierra Leona. «Me los robaron en un asalto. Mataron a dos personas», ha señalado el procesado, de 71 años, durante el juicio que se celebra en la Audiencia Provincial de Palma. Así, ha negado haberse adueñado del dinero de los perjudicados: «En la vida he intentado engañar a nadie», ha explicado ante el tribunal.

La fiscalía sostiene que el hombre se quedó con el dinero y reclama para él una condena de tres años y medio por un delito de estafa. Según la acusación, se presentó en marzo de 2012 a las víctimas como un empresario dedicado a mercadear con diamantes en Sierra Leona. Los afectados acabaron pidiendo un préstamo hipotecario sobre una vivienda, por la que recibieron 500.000 euros. Entregaron al procesado 400.000 euros para que comprara las diamantes, pero no recibieron nada y acabaron denunciándole.

El procesado ha explicado que viajó a Sierra Leona con el dinero de varios inversores, entre ellos las víctimas. «Ese día invertí más de tres millones de dólares. Me la jugué», ha asegurado. Según su versión, adquirió las piedras preciosas directamente a unos mineros y pagó en efectivo, por lo que no tiene ningún recibo de la operación. Cuando se dirigía a la capital del país, Freetown, se los robaron. «Sufrí un asalto. Parece una película pero no lo es. Iba con cuatro personas y mataron a dos de ellas», ha afirmado. «Mi gran error ha sido ser imprudente».

El hombre, que ha admitido tener otra denuncia en Cataluña por hechos similares, ha asegurado que su «obsesión» es devolver el dinero a las víctimas.



Source link